Parque Patricios: Un barrio con historia, presente y futuro

Por VERÓNICA TENAGLIA / Integrante de la Junta Comunal 4. Miembro de PyMEs Sur.

Parque Patricios produce investigación, ciencia y desarrollo tecnológico, y tiene un potencial infinito para insertarse en la ciudad del futuro pos pandemia.

Parque Patricios es un barrio estratégico de la Ciudad de Buenos Aires, cuya historia guarece imaginarios de aquellos que habitaron los “corrales viejos”, y soñaron con un “barrio de las ranas” pujante y moderno. Alberga a la vez, las memorias del club bautizado “Huracán”, en homenaje al globo que tripuló Jorge Newbery, y las diversas industrias del sur de la ciudad, como símbolos de una búsqueda identitaria que aún sigue en curso.

Los trazos del barrio de entonces se entremezclan hoy con un nodo de la ciencia, la tecnología y la dinámica urbana. En el año 2008 comenzó a desarrollarse el Distrito Tecnológico en los barrios de Parque Patricios, Boedo y Pompeya, que, en sus objetivos fundacionales, buscaba crear un “centro de promoción, desarrollo, innovación y conocimiento que albergue empresas de tecnología de la información y comunicación (TIC), de software y profesionales”. Mediante una serie de beneficios impositivos hasta el año 2034, se incentivaba la creación de empresas y numerosas fuentes de trabajo; la idea en sí misma es excelente, la de transformar esta zona en el pujante 22@Barcelona.

Como todos sabemos, la promesa del Distrito Tecnológico no se cumplió, ya que las empresas solo mudaron sus oficinas existentes en otros domicilios, se crearon escasas nuevas fuentes de trabajo, y no se cumplieron los objetivos iniciales. Además, este proyecto tuvo a Parque Patricios como fachada de negocios inmobiliarios y de la especulación financiera, que el Gobierno de la Ciudad priorizó, descuidando la matriz productiva de nuestra ciudad, que hoy atraviesa una crisis aguda, por la pandemia del virus Covid-19.

Sin lugar a duda que, con esos instrumentos económicos y laborales desarrollados tal como se pretendía, la ciudad y los porteños tendríamos mejores herramientas para hacer frente a la emergencia sanitaria y a la urgencia económica de hoy.

De todos modos, la potencialidad del barrio está intacta, y el entramado tecnológico y territorial debe ser puesto en valor, dinamizando el vínculo de sus unidades existentes. Los numerosos centros de salud públicos y de investigación científica son una oportunidad para que conocimiento, capacidades, tecnología, salud y producción, se pongan al servicio de nuestra sociedad. 

Muchas de las empresas que llegaron al Distrito Tecnológico, por ejemplo, son de software, de innovación y de servicios vinculados a la alta tecnología, y pertenecen al sector de la emergente economía del conocimiento, que hoy es la tercera industria en producir más divisas mediante exportaciones, detrás del complejo sojero y de la industria automotriz. Valga como dato que, en lo que va de la pandemia en nuestro país, esta industria fue una de las pocas que siguió generando nuevas fuentes de trabajo, y productos con alto valor agregado, algo clave para la ciudad y para el país.

Parque de los Patricios – Buenos Aires, Argentina.

Por otro lado, la Administración Nacional de Laboratorios e Institutos de Salud Doctor Carlos Malbrán, ubicada en los límites del barrio, por ejemplo, cumple una misión fundamental, con sus investigaciones microbiológicas a nivel internacional, con desarrollos como el suero terapéutico para tratar a los pacientes con Covid-19, los ensayos de terapias con plasma, y la producción de kits para testeo inmediato de la enfermedad. 

En Parque Patricios, donde también está la nueva sede del Gobierno de la Ciudad, alberga en su territorio, al edificio de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT), autoridad de aplicación y control de un amplio espectro de elementos e insumos, a través de sus disposiciones que tienen aplicación en todo el territorio nacional. En el barrio también se ubican los hospitales Garrahan, Muñiz, el Materno Infantil “Ramón Sardá”, el “José M. Penna”, el Hospital Nacional en Red Especializado en Salud Mental y Adicciones “Lic. Laura Bonaparte”, el de Gastroenterología “Dr. Carlos Bonorino Udaondo” y el Complejo Médico Churruca Visca.

Parque Patricios no sólo es un barrio con historia, sino que también es un territorio de la ciudad con fuerte raigambre científica y tecnológica, donde el conocimiento y la producción son parte de su vasta identidad. Esa potencialidad hoy tiene que ser puesta a disposición del país y de la ciudad de la pos pandemia, con una articulación público-privada, donde el Distrito Tecnológico, las unidades científico-sanitarias y la ciudadanía generen emprendimientos que generen soluciones al contexto que viene, y proyectos que produzcan valor y dinamismo a la economía de la ciudad del presente y del futuro.


× Agendanos y recibí noticias destacadas