“Quisiera decirle muchas cosas a mi padre”

Florencia Kirchner recordó a su padre, habló de la maternidad, del vínculo con su madre, su relación con su cuerpo tras la enfermedad que sufrió y de cómo se lleva con las masculinidades. En diálogo con La Once Diez/Radio de la Ciudad reconoció que “la última imagen que tengo de mi papá es algo que no me puedo sacar de la cabeza, me produce desesperación”.

La guionista se mostró conmovida al referirse al último recuerdo que mantiene de su padre, Néstor Kirchner, quien falleció el 27 de octubre del 2010. “Es una foto mental que tengo en mi cabeza, nunca me la voy a poder sacar. En 2010 ellos habían viajado a Nueva York para ir a Naciones Unidas. Yo estaba allí estudiando. Es muy loco porque no me quedó en la cabeza el momento en el que me despedí esa tarde. Sino una imagen de la noche anterior”.

“Cuando salía del hotel para ir a mi casa, mi papá me acompañó hasta abajo donde estaba el auto que me iba a llevar. Y esa imagen de él ahí, gira, y gira, y gira constantemente”, describió. Al tiempo que confesó que “me transmite muchas cosas esa imagen: llanto, desesperación, el cuidado de mi papá que me acompañó”. Expresó que “en ese momento pensé ‘cómo no le dije adiós’. Estuve angustiada esa noche. Tengo desesperación de querer volver a ese lugar. Quisiera decirle muchas cosas, pero no sabría realmente cuál elegir“.

En este sentido también habló de la relación con su madre, Cristina Fernández. Reveló que en cuanto a su maternidad “es re metida, en todo. Tiene una adoración descomunal por Helena. Si la reto, me dice ‘pobrecita’. Helena también la adora”. La niña tiene casi cuatro años y es fruto de su relación con Camilo Vaca Narvaja.

Por otra parte, Florencia se refirió a la relación con su cuerpo y la calificó como “dramática”. “Los últimos años mi cuerpo me jugó muy en contra. Empecé a tener una pelea con mi cuerpo, de no poder funcionar de golpe. A la vez, no soy ajena a los mandatos, por más que después no haga nada por cumplirlos, hay una lucha por aceptar que soy así y siempre voy a serlo. El patriarcado también me afecta”, reflexionó.

En otra línea aclaró no estar en pareja, “soy solitaria”. “Tiro palos en Instagram. Pero es complejo. No estoy en pareja, no soy muy de la pareja. Me vivo enamorando, pero no es que estoy con alguien por eso. Si me enamoro de una persona y quiero estar con esa persona, lo hago. No me imagino conviviendo con alguien”. Al ser consultada acerca de hacia dónde van dirigidas sus miradas, admitió que “para mí ser hombre o mujer es una ficción política, miro a las personas. Miro más a los hombres, algo va por ahí. Pero sí he mirado mujeres y no voy a decir más”.


× Agendanos y recibí noticias destacadas