Jueves, 27 de Setiembre de 2018

La motivación como inversión

Por: SANTIAGO IRRERA

El factor motivación es un tema central dentro de las organizaciones y un gran número de empleadores no le dedican el tiempo suficiente para suplir esta carencia.

 

Tenemos que tener presentes que las personas, como seres humanos que somos, debemos satisfacer ciertas necesidades. Por ende, ponemos a disposición de los empleadores nuestro tiempo y fuerza de trabajo, para que con colaboración de ellos logremos esa meta principal.

 

He aquí donde planteo el dilema de si los encargados de dirigir y administrar las compañías deberían ser considerados lideres o jefes. Un líder va a tomar a la motivación, tanto intrínseca como extrínseca, como una necesidad primordial para poder crear trabajadores potencialmente creativos y profesionales, en los cuales, a través de una correcta combinación de ambos, logren alcanzar altos niveles de productividad.

 

Otra razón por la cual es fundamental tratar este concepto, es la estrecha relación que comparte con lo que nos impulsa a alcanzar ciertos objetivos diariamente, que denominamos voluntad. Dicha voluntad dependerá directamente del impacto de motivaciones positivas o negativas que recibamos en el ámbito laboral.

 

A modo de conclusión, si deseamos triunfar a nivel organizacional, debemos enfocarnos a crear líderes. Líderes que sean conscientes de que toda inversión que se realice en favor de su equipo de trabajo, a largo plazo, dará resultados ampliamente superiores a los imaginados.

 

SANTIAGO IRRERA   Licenciado en Administración de Empresas  irrera92@hotmail.com

#573